¿Qué tal ha ido el fin de semana? A mi se me ha pasado rapidísimo, pero con la sensación de haberlo aprovechado muy bien (:

Hoy os traigo un recorrido por el apartamento CANDY, del estudio de arquitectura Jaak, en Hong Kong. Al ver el nombre que habían elegido para este proyecto lo primero que pensé fue en la canción de Paolo Nutini, es una de mis favoritas y me pasaría horas escuchándola.

¡Os animo a ponerla en Youtube ahora mismo!

“Darling I’ll bathe your skin I’ll even wash your clothes. Just give me some candy, before I go… Oh, darling I’ll kiss your eyes and lay you down on your rug. Just give me some candy after my heart “

En la decoración de la vivienda, de tan solo 46 metros cuadrados, juegan a dar toques de color con flores, mobiliario y cojines en contraste con el suelo, las paredes y la mayoría de los muebles en tonos oscuros.

¿Qué os parece?

Yo creo que el resultado está bastante equilibrado, aunque da la sensación de que le hace falta luz natural.

De la estancia principal destacaría el mobiliario de diseño, el juego que crean las luminarias separando los distintos espacios y la combinación de sillas de estilos diferentes, tendencia que últimamente vemos muchísimo.

Estos son algunos elementos de diseño que encontramos en la casa CANDY.

1|2|3

 

 

¡Espero que os guste!